¿Que es la ninfomanía y qué síntomas tiene?

La ninfomanía es un trastorno mental que se caracteriza por un comportamiento sexual compulsivo. Las compulsiones son acciones no deseadas o rituales en las que una persona participa sin obtener placer de ellos o ser incapaz de controlarlos. En el caso de la ninfomanía, las personas tienen esas compulsiones mediante la participación en conductas de riesgo como la promiscuidad y no solo podemos ver esas conductas en vídeos de maduras, también en chicas jóvenes. Sea o no la ninfomanía calificada como una verdadera enfermedad mental, a menudo se debate en la comunidad médica, pero la evidencia sugiere que el comportamiento sexual compulsivo es una enfermedad real y seria.

La ninfomanía puede ocurrir a cualquier edad, aunque se cree que puede ser más común en las mujeres y los hombres homosexuales. Técnicamente, el término “ninfómana” se refiere a una mujer, aunque esa definición se ha ampliado para incluir a cualquier persona que se dedique a la conducta sexual compulsiva arriesgada. Además de la conducta compulsiva sexual tanto vaginal como anal, la ninfomanía puede incluir problemas de pensamiento, pensamientos repetitivos no deseados (obsesión) y los sentimientos de culpa, vergüenza o inadecuación.

La causa subyacente de la ninfomanía no se conoce. La ninfomanía es una condición mental y emocional y, al igual que otras condiciones, es complicada. Se puede acentuar la ninfomanía cuando el sujeto abusa de los vídeos xxx, ya que de alguna forma alimenta los pensamientos sexuales. Al igual que otras enfermedades mentales, la ninfomanía puede surgir como resultado de eventos de ambiente, de herencia y de vida. También puede estar relacionada con un desequilibrio químico en el cerebro.

Para la mayoría de la gente la depresión es una mezcla de muchos factores, como las causas sociales, ambientales y genéticas, así que el tratamiento para la ninfomanía puede implicar la psicoterapia y la medicación. Los medicamentos para la ninfomanía pueden incluir antidepresivos, medicamentos ansiolíticos o antipsicóticos, similar a los medicamentos utilizados para otros trastornos compulsivos. Debido a que la conducta sexual compulsiva es arriesgada, la gente que sufre ninfomanía están en mayor riesgo de desarrollar complicaciones como enfermedades de transmisión sexual. Se está observando últimamente que hay un mayor aumento de ninfomanía dentro de las mujeres latinas, aunque en términos generales está muy igualado en todo el mundo.

Le aconsejamos que busque atención médica inmediata si tiene comportamientos compulsivos, junto con otros síntomas de enfermedad grave e incontrolable mental o daño cerebral, incluyendo comportamientos extraños o comportamiento que ponga en peligro a sí mismo o a otros, incluyendo el comportamiento amenazante, irracional o suicida.